como controlar la ansiedad

En primer lugar para aprender como controlar la ansiedad, lo importante es entender un poco de que se trata este problema. De esta forma, aprenderemos de una mejor forma algún método para combatirla de forma natural, como la técnica de la respiración diafragmática y podremos acabar con ella fácilmente.

La ansiedad es un estado mental caracterizado por una gran inquietud e intensa excitación que puede resultar un problema en algunos casos. Definimos en algunos casos, porque en otros la ansiedad nos supone como un sentido que nos avisa de algún peligro. El problema es cuando esto no sucede ya que la ansiedad termina por generar toda esta adrenalina que tantos efectos negativos provoca.

Ahora que sabemos lo que es la ansiedad, tenemos que aprender como controlar la ansiedad naturalmente, para que cuando nos afecte en alguno de estos casos, podamos acabar con ella fácilmente sin que nos afecte demasiado.

Técnicas para controlar la ansiedad

Para ello existen diferentes técnicas de diferentes tipos, como pueden ser de relajación, meditación o respiración.

En este caso, una de las que nos hemos referido con anterioridad, la técnica de la respiración diafragmática, también conocida como abdominal, nos invita a realizar dos movimientos principales. Uno de toma de oxígeno, la inspiración y otro de salida de dióxido de carbono, la espiración.

Cuando estamos tomando aire, estamos haciendo que el diafragma descienda, por lo que permitiremos que nuestros pulmones se llenen de más aire ya que estamos liberando mucho más espacio. Al expulsarlo, el diafragma se relaja, volviendo a su posición natural.

Esto es necesario, debido a que uno de los síntomas de la ansiedad, es tomar muchas bocanadas de aire, como si se produjera una sensación de ahogo, esto termina por aumentar el oxígeno en la sangre, consiguiendo más del que realmente necesitamos, con los consiguientes efectos de hiperventilación, ahogo, visión borrosa agotamiento… por lo que saber como respirar adecuadamente cuando estamos sufriendo este problema, es uno de los aspectos más importantes que nos permiten mantener la calma y acabar con el problema de forma rápida, sencilla y completamente eficaz para poder recuperar la normalidad.